Archivo de la etiqueta: engreimientos

10 signos de que tu hijo está muy engreído

ID-10090946

No nos cuesta mucho reconocer a un niño engreído en el salón del Kinder de nuestro hijo, en el parque o en la fiestita infantil. Lo que se nos hace muy difícil es reconocer que nuestro propio pequeño podría ser también demasiado mimado y no lo estamos educando con firmeza. El blog norteamericano para madres LilSugar.com realizó esta lista de indicios para saber si tienes un niño engreído en casa. Esto se aplica para niños de 4 años a más.

1. Hace berrinches… seguido: Esta es la señal más clara. Hace berrinches constantemente, en casa y en público. Es normal que un niño se sienta frustrado, pero no con tanta frecuencia.

2. Nunca está satisfecho: Los niños mimados a menudo no se sienten satisfacción con lo que tienen. Si ven a otra persona con algo en las manos, siempre van a querer eso en vez de lo que ya tienen.

3. No te ayuda: Tu hijo todavía está muy pequeño para realizar labores de la casa, pero incluso esas pequeñas tareas que podría hacer fácilmente, no las realiza. No está dispuesto a ayudar con la limpieza de sus juguetes ni poniéndose sus zapatos.

4. Trata de controlar a los adultos: Los niños engreídos no suelen ver diferencias entre chicos de su edad o adultos. Así que esperan ser escuchados en todo momento, e incluso interrumpen conversaciones.

5. Frecuentemente te hace pasar vergüenza en público: Un desliz aquí y allá es completamente normal, pero cuando el niño avergüenza a sus padres en público con el propósito de llamar la atención, la situación va más allá que un hecho aislado.

6. No comparte: Compartir es un concepto difícil de dominar para los pequeños, pero una vez que el niño alcanza la edad de 4 años, ya debería estar más dispuesto a compartir juguetes o comida con sus amigos y hermanos.

7. Tienes que rogarle: Los padres somos figura de autoridad y debemos ser obedecidos cuando hacemos un pedido a nuestros pequeños. No deberías tener que mendigar a tu hijo para que haga algo que le has pedido.

8. Te ignora: A ningún niño le gusta oír la palabra «no», pero no puede ignorarte cuando hables con él.

9. El niño no puede jugar solo: A los 4 años, un niño debe estar dispuesto y debe poder jugar por su cuenta durante un lapso de tiempo. La necesidad de un padre o un compañero de juegos demuestra demasiada necesidad de atención.

10. Tienes que sobornarlo: Los padres no tendrían por qué sobornar a sus pequeños con dinero, juguetes, golosinas, o similares, con el fin de conseguir que hagan las tareas de todos los días.

Foto: http://www.freedigitalphotos.net

 Otros temas que te pueden interesar:

Educación con firmeza

Papá: 5 tips para que ayudes a tu hija a ser exitosa en la vida

9 comentarios

Archivado bajo DE 3 A 6 AÑOS, EDUCACION CON FIRMEZA